Cuando existen filtraciones de agua y humedades en el sótano, el valor de la vivienda se reduce considerablemente. La humedad es el ambiente perfecto para que crezca moho y esto puede causar trastornos de salud.

En el caso de edificios comerciales, los muros de cimentación con defectos de estanqueidad causan daños similares. En casos extremos, el agua líquida se filtra o fluye hacia el interior del edificio a través de grietas y penetraciones en el muro de hormigón. La causa suele ser una impermeabilización mal ejecutada o un sistema de drenaje inadecuado, que permite que se acumule presión hidrostática en el exterior de la estructura. Estas capas a veces se dañan durante la construcción, pero habitualmente las filtraciones son causadas por cambios en las condiciones ambientales o grietas en los cimientos.

¿Cómo se reparan las filtraciones de agua?

El enfoque más obvio es excavar la zona donde se encuentran las filtraciones y reparar la impermeabilización. La impermeabilización por el lado exterior o lado húmedo (también denominada “a presión positiva”) suele ser la solución más eficaz y probada. Sin embargo, en algunos casos no es posible. Por ejemplo, los suelos con filtraciones son casi siempre inaccesibles desde el exterior.

Por esta razón, se han desarrollado soluciones que nos permiten sellar de forma segura y permanente las filtraciones de agua activas desde el lado negativo (o “a contrapresión). El coste de la impermeabilización, desde el lado negativo de un sótano con filtraciones, suele ser mucho menor que el de la excavación y reparación del lado positivo. Una solución que los propietarios de viviendas aprecian, no sólo por la reducción del coste, sino por la disminución de las molestias y cambios en las zonas adyacentes.

Filtración de agua en sótano
Sótano con agua por causa de filtración en el muro

Pasos para impermeabilizar sótanos

De forma general, los pasos a dar para impermeabilizar de forma correcta los sótanos con problemas de agua son:

  1. Estudio del problema por técnicos competentes (arquitectos, ingenieros, etc.).
  2. Desarrollo de una solución permanente, valoración y aceptación por parte del cliente.
  3. Ejecución de la solución prescrita por profesionales de acreditada solvencia técnica y experiencia.

Una vez se detallen y aprueben fechas y actuaciones, el equipo especializado, coordinado bajo las directrices concretas de cada trabajo dará los siguientes pasos:

  • Preparación del sustrato. Se deben eliminar las partículas sueltas y las subestructuras que inhiben la adherencia para proporcionar un sustrato al que se puedan adherir los materiales de impermeabilización.
  • Eliminación de filtraciones activas. La superficie debe estar libre de agua corriente para que el material impermeabilizante que se aplique no sea arrastrado antes de que pueda fraguar suficientemente. 
  • Fortalecimiento de la junta entre el suelo y la pared.
  • Impermeabilización específica.
  • Capa de protección. La capa de impermeabilización se protege contra los daños mecánicos y contra la formación de condensados en su superficie.

Productos y soluciones para reparar las filtraciones de agua

Las soluciones más recurrentes son las lechadas de poliuretano, híbridos de polímeros y tecnología de sellado de grietas cristalinas.

A menudo, la solución no es aplicar sólo un sistema, sino adoptar un enfoque que abarque diferentes técnicas para solventar el problema de forma permanente. El departamento de ingeniería de Prolisur lleva más de 40 años estudiando cada caso y aportando soluciones permanentes que nos hacen líderes en: reparación y sellado de grietas y fisuras en estructuras, protección de zonas sometidas a condiciones exigentes en garajes, pozos, fosos de ascensor, galerías, túneles y cimentaciones, entre otros.

Inyección de lechada

El agua que fluye en la superficie del sustrato puede ser un problema para los materiales con tiempos de fraguado largos, porque pueden diluirse o incluso ser arrastrados por la superficie por el agua que fluye.

Para evitar esto, se ejecuta el procedimiento en dos pasos:  inyectando una espuma de poliuretano para detener el agua que fluye y luego, una resina de cuerpo sólido elástica.

En los pozos con grietas, normalmente se realizan perforaciones a 45º de la apertura para garantizar que las inyecciones de resina la atraviesen. La resina se inyecta con una bomba de alta presión a través de válvulas especiales, denominadas puertos de inyección, que se instalan en las perforaciones.

El sistema correcto depende de la aplicación y de la presencia o no de agua.  Si eres un profesional y necesitas productos de alta gama, te invitamos a que visites nuestra tienda.

Soluciones cristalinas

Los revestimientos cristalinos a base de cemento también suelen formar parte de soluciones compuestas para detener las filtraciones de agua. Estos materiales se aplican como revestimiento o lechada, pero no se basan en la adhesión a la superficie. Estos productos químicos reactivos migran a través de los conductos capilares del hormigón para convertirse en parte integrante de la masa de hormigón y sellarlo contra la humedad. Pueden soportar una enorme presión hidrostática incluso cuando se aplican en la cara negativa del muro.

Una ventaja de estas soluciones es que son autosellantes y transpirables. El inconveniente está en que hay que detener las filtraciones de agua activas antes de su aplicación.

Esto suele implicar la inyección de grietas o de muros cortina con lechadas de poliuretano o acrílicas, pero los cementos hidráulicos también son muy eficaces para sellar y detener las filtraciones de agua activas.

Características de un buen producto para impermeabilizar filtraciones de agua activas

De cualquier modo, para que la impermeabilización por el lado negativo tenga éxito, el producto debe tener las siguientes propiedades:

  • El producto impermeabilizante debe tener una base mineral, igual que el sustrato de ladrillo u hormigón. Tiene que fundirse con el sustrato.
  • El material tiene que estar abierto a la difusión de vapor para que el vapor de agua pueda penetrar en el revestimiento curado.
  • El material debe estar libre de cloruros para que no dañe la armadura de acero.
  • El producto debe resistir cualquier presión de agua elevada procedente del lado positivo.
  • El producto debe ser fácil de aplicar.

Te invitamos a consultar tu problema con nuestro departamento técnico, para encontrar soluciones adaptadas.

Servicios relacionados

Estás viendo información sobre Cómo reparar las filtraciones de agua pero es posible que también te interese: